Crece el rechazo a la instalación de una planta nuclear china en la provincia

(por Radio Encuentro) Ayer, en la Cátedral de Viedma se realizó una asamblea en la que la comunidad rechazó este proyecto porque provocaría la destrucción del medioambiente y la pérdida de soberanía.

Escuchar/Descargar el reporte de Mayra Santacruz, desde Radio Encuentro de Viedma

Luego de que el gobierno nacional firmara un convenio con China para financiar la construcción de una central nuclear en nuestro país, se confirmó que la plantase instalará en Río Negro.

El gobernador de la provincia de Río Negro,  Alberto Weretilneck, considera que este proyecto es prometedor para la provincia: “Una inversión de 8 mil millones de dólares, cinco mil puestos de trabajo durante cinco años y después entre 800 y 1000 trabajadores mas en forma permanente a lo largo de los próximos 60 años que va a tener de vida útil la central. Esto marca un hito importante en la historia de la provincia”.

Las asambleas ciudadanas, sindicatos y algunos partidos políticos rechazan este proyecto por las consecuencias que podría generar un accidente nuclear y por la contaminación que provocará el funcionamiento de este tipo de planta, principalmente por la fragilidad de los ambientes en que se podría instalar.  Además cuestionan el avance sobre la soberanía nacional. Ayer numerosas organizaciones y pobladores participaron de una asamblea sobre este tema que se realizó en la Catedral de Viedma.

Pese a que el gobierno provincial y nacional restringen el acceso a la información, y no informan dónde se va a construir la planta, trascendió la posibilidad de que pueda instalarse en las cercanías a Sierra Grande. En esa ciudad se encuentra la mina de hierro MCC Sierra Grande, que lleva diez años de administración de accionistas chinos. Además de la precarización laboral desde sus inicios, en el último año y medio se sumaron los despidos indiscriminados en la empresa china.

El Secretario General de la CTA de Sierra Grande, Gustavo Ávila, contó que la empresa viene recibiendo auxilios millonarios de la provincia pero aun así se vulneran constantemente los derechos laborales.  “Sabemos el alto porcentaje de desocupación que tenemos en Sierra Grande y ahora nos dicen que va haber lluvia de inversiones, generación de puestos de trabajo, que se van a crear más escuelas, hospitales nuevos. Sabemos como trabajaron los empresarios chinos en la mina, que explotaron a los trabajadores a cambio de sueldos miserables y pésimas condiciones,y esto nos genera cierto malestar. El gobernador, legisladores y a nivel nacional también conocen esto, todos los organismos que debían haber controlado a los empresarios chinos no lo hicieron y ahora tenemos un porcentaje de la costa marítima contaminada por mineral de hierro que se ha ido volando y nadie sale a decir eso”, contó el dirigente.

El gobierno de la provincia intenta convencer a los pobladores de Río Negro sobre los beneficios de la instalación de esta central nuclear traería, pero mientras tanto se suman acciones políticas de distintos sectores para decirle “No a la instalación de una planta nuclear en Río Negro”.
A %d blogueros les gusta esto: