«Siempre vamos a pedir justicia»

Ayer, familiares de pibes y pibas asesinados por la policía junto a organizaciones sociales marcharon por las calles de la ciudad en el marco de la Marcha Nacional contra el Gatillo Fácil. Compartimos algunos de los testimonios:

«Rafita tenía 22 años cuando lo mataron. Nosotros queremos que Pintos, el que fusiló a mi hijo por la espalda esté preso. Voy a seguir pidiendo justicia, en septiembre vamos a volver a salir a las calles. Siempre que marchamos y hacemos algo por él, sabemos que Rafita está presente. En cada marcha, en cada mes que nosotros lo recordamos. El no tendría porque haber perdido la vida, y menos con un tiro en la espalda»

Graciela Salvo, mamá de Rafita Nahuel, asesinado por la espalda el 25 de noviembre del 2017 a los 22 años en la Comunidad Lof Lafken Winkul Mapu

«Es triste caminar por la Onelli por un chico que ya no está y por la justicia que todavía no tenemos. Todavía la sentencia no está firme, tardé ocho años en ir juzgado para que les dieran sólo cuatro años. Estas personas tienen privilegios hasta el último momento. Esta marcha es para que no haya más gatillo fácil en Bariloche.»

Carmen Curaqueo, mamá de Nicolás Carrasco, asesinado por la espalda el 17 de junio del 2010 a los 16 años en el alto de Bariloche.

«A mi hijo le perjudicaron la vida para siempre. Hasta ahora está la única historia que es la relata la policía y eso no es lo que pasó. Uno se siente realmente acompañado y se hace mas fuerte al ver a los padres y los compañeros. Que realmente se haga justicia por los pibes que se nos fueron y por los que lastimaron»

Félix Marileo, papá de Nehuén Marileo, un joven del Barrio Dos de Abril de Bariloche que perdió un ojo por brutalidad policial

1 Trackback / Pingback

  1. Semana 26/8 a 1/9/2019 | Biblioteca sonora

Los comentarios están cerrados.