Trágico presupuesto para la Patagonia

Sin unidad opositora, Cambiemos va hacia un 2019 con recortes en jubilaciones, asignaciones y salud pública

 

07 de Septiempre Contra los DespidosEugeNeme11-2
El presupuesto que presentó Cambiemos preve recortes amplios en Patagonia. Foto: Euge Neme.

El proyecto de Presupuesto presentado por el ministro Dujovne en el Congreso incluye un ajuste del 50% en el adicional por zona austral para jubilados, pensionados y excombatientes de Malvinas que empiecen a recibir ese beneficio a partir de 2019. Si antes Nación pagaba un 40% más, ahora sólo pagará un 20%. Mientras que los hijos e hijas con asignación universal, discapacidad o ayuda escolar anual pasarán a recibir sólo un 30% más, por lo tendrán un recorte de 10 puntos porcentuales.

Serán 4000 los trabajadores activos afectados si no media la unidad de la oposición, lo que permitió semanas atrás que el Gobierno nacional debiera dar marcha atrás con el tope de $1578 al plus por zona desfavorable.

Aquella medida, que en algunas localidades llegaba a recortar hasta el 27% de un salario, debió ser suspendida por la presión ejercida que incluso ejercieron gobernadores y diputados nacionales del radicalismo patagónico, pero fundamentalmente tras las medidas de fuerza impulsadas por las centrales obreras y organizaciones sociales.

En esta oportunidad, a pesar de la voz que alzó la senadora Odarda y algunos diputados nacionales incluida la cambiemita Lorena Matzken, la decisión pareciera ser más inconmovible. Aunque todo puede ser. El tuit que el 12 de septiembre lanzara el gobernador Weretilneck (“…no habrá modificaciones en las asignaciones familiares, ni del 40% de la zona desfavorable de los jubilados…”) pasará a la historia como un vaticinio de fuste o un ridículo posteo.

Todo depende de la capacidad de resistencia que tengan los gobernadores para evitar la transferencia del ajuste. Hasta ahora, las provincias perdieron el fondo sojero que las haría acreedoras de 20 mil millones de pesos por el resto de 2018 y una porción importante del reintegro a las exportaciones. A cambio, embolsarán en cuatro cuotas 4 mil millones de pesos. 

 Todavía sigue enroscada también la transferencia de los subsidios a servicios y transporte. Este dato no es menor: en Bariloche, por ejemplo, Mini Bus podría estar cobrando un pasaje mínimo a $34.

Este miércoles, ATE Río Negro protestó en todos los hospitales públicos de la provincia. El ajuste que implica haber degradado al Ministerio de Salud a categoría de secretaría de Estado y recortarle presupuesto ya expresa los primeros síntomas. No son abstractos: el Presupuesto 2019 incluye una reducción de 47,1 millones a 44,6 millones de vacunas.

En la ciudad de Bariloche, las máximas autoridades del Hospital Zonal denunciaron semanas atrás faltantes en el refuerzo contra la meningitis para niños y niñas de once años. En Viedma, las farmacias dejaron de prestar servicio a los beneficiarios de PAMI.

 “Asistimos a las consecuencias del derrumbe de una construcción que permaneció por más de 70 años como política de Estados democráticos”, sintetizaba una enfermera, durante la protesta en la puerta del hospital de esta ciudad.

 

Por Pablo Bassi

Equipo de Comunicación Popular Colectivo al Margen