“Ruidos”

Desde el Equipo de comunicación AL Margen no podemos quedarnos en silencio…aún si las consecuencias políticas de no conciliar todas las opiniones nos cueste una asamblea más.  Porque al silencio llaman los que fomentan un debate donde no lo hay. Llaman al silencio aquellos que juzgan  el dolor más hondo. Llaman al silencio los que se sienten con la impunidad de ponderar un pibe sobre otro. Llaman al silencio los que no informan sobre los acontecimientos. Llaman al silencio los mecenas de la política.
Desde el equipo AL Margen no podemos quedarnos en silencio…aún si eso implica buscar palabras que no abarcan todas las voces. Porque lo inabarcable es la muerte de cualquier niño en cualquier lugar del mundo. Lo inabarcable es Isaias muerto en la puerta de la escuela. Porque lo inabarcable son los pies helados de una noche mal dormida. Lo inabarcable es Kevin gritando sin ser oído. Porque lo inabarcable es el BORA reprimiendo. Porque lo inabarcable es el mar y sus tres años mojándose en seco.
Desde AL Margen no podemos quedarnos en silencio…porque el silencio es amigo de la impotencia. La agiganta. La empodera. La inunda.
Desde Al Margen buscamos a través de este susurro traer el ruido  de los talleres de El Semillero, los gritos de gol cada vez que las pibas de fútbol ganan un partido, el saludo cordial de cada vendedor que uno se cruza en la calle, las teclas de la grabadora en los lugares donde no suele haber orejas, la pava hirviendo después del cierre de cada edición.
Desde AL Margen no podemos quedarnos en silencio.
Porque sólo el grito colectivo nos recuerda la ternura de estar juntos y la certeza de que no nos han vencido.
 
 Equipo de Comunicación Popular Colectivo Al Margen
A %d blogueros les gusta esto: